Detección de daños por radiación al ADN

 

La compañía invita a presentar propuestas para la tecnología de detección y medición del daño en el ADN causado por diferentes tipos de radiación, de forma rápida y sensible.La tecnología exitosa deberá: • Detectar el daño del ADN en los tejidos de biopsias de piel y en modelos in vitro de piel. • Detectar los daños inducidos por la radiación ultravioleta (280-400 nm) • Permitir la diferenciación entre distintas calidades y cantidades de daños por radiación• Ser más rápido que los métodos actualmente disponibles (por ejemplo, SCGE ensayo cometa, dot blot, inmunohistoquímica y los métodos cromatográficos) • Ser cuantitativo• Ser sensible (detección de daños producidos por la radiación de baja energía, bajas dosis) y permita la medición de dosis-respuesta • Ser fácil de usar, operador independiente, y automatizable.

Descripción:
El daño por radiación puede conducir al envejecimiento prematuro de la piel y cáncer de piel. La compañía quiere evaluar el daño por radiación, y distinguir entre los efectos de diferentes tipos de radiación, para usarlo en su propia I+D.El daño a la piel por los rayos solares, en particular, probablemente sea causado por longitudes de onda UV. Una quemadura de sol puede resultar de la radiación UV-B de la piel, pero el daño de los rayos UV-A no proporciona una señal fácilmente reconocible. Los daños provocados por ambos pueden estar dados por lesiones en el ADN celular que interfieren con la normal replicación, transcripción, y los mecanismos de reparación del ADN para desencadenar eventos adversos posteriores. La absorción directa de UV por las bases de ADN puede crear lesiones voluminosas como dímeros de pirimidina. Por otra parte, los rayos UV también pueden activar indirectamente moléculas fotosensibilizantes, dando lugar a estrés oxidativo, que a continuación, genera interrupciones de cadena sencilla y la oxidación de la base. La formación de dímeros de pirimidina ciclobutano mediada por la radiación UV-B es una de los principales desencadenantes de la activación de p53 y de procesos mutagénicos, mientras que la radiación UV-A es generalmente relacionada con el daño oxidativo y el envejecimiento. Las técnicas convencionales de laboratorio para evaluar el daño en el ADN son lentas y por lo tanto no son apropiadas para la cuantificación rápida, por lo tanto, la empresa tiene por objeto sustituir o mejorar los métodos actualmente disponibles. Una tecnología que pueda distinguir el daño inducido por UV-A (315-400 nm) del inducido por la radiación UV-B (280 a 315 nm) es de especial interés. Los siguientes enfoques no son de interés: • Métodos que se aplican sólo a los daños por rayos UV-C • La medida indirecta de daño en el ADN (por ejemplo, efectos posteriores en las proteínas, modificaciones de la cromatina) • Métodos que utilizan ADN exógeno

Fecha de expiración:

 Junio 22 de 2010

Número de visitas:

 1937



Para conocer más información de una oferta y necesidad tecnológica es necesario iniciar sesión.
Olvidé mi contraseña



Comentarios



Nombre(Requerido)
Correo electrónico (no será publicado)(Requerido)
Para probar que es usted una persona (no un script de spam),
escriba el código antispam mostrado en la imagen.
Código Antispam(Requerido)
Comentario:(Requerido).
Máximo de Caracteres Restantes.


AVISO COOKIES

Universia utiliza cookies para mejorar la navegación en su web.
Al continuar navegando en esta web, estás aceptando su utilización en los términos establecidos en la Política de cookies.

Cerrar